miércoles, 5 de diciembre de 2012

Investiga PGJ a sujetos vinculados con la venta de vehículos robados en la zona norponiente del estado


La Procuraduría General de Justicia del estado (PGJ) informa que la Policía Ministerial logró detener a dos sujetos que se encuentran bajo investigación por su vinculación con la venta de vehículos  robados en la región norponiente de la entidad; actividad ilícita que, de acuerdo a reportes policiales, venían realizando desde hace aproximadamente un año y medio y hasta el momento están relacionados con al menos diez averiguaciones previas.


Los indiciados son: Rosendo Reyes Alcocer y Arturo Conde Morales, de 44 y 25 años de edad, respectivamente, ambos originarios y vecinos de la ciudad de Zacatlán, Puebla, quienes están sujetos a la Averiguación Previa 54/2012 de la Fiscalía General Regional.

Durante aproximadamente cuatro meses, la Policía Ministerial de esta Procuraduría desarrolló labores de investigación en torno a la comercialización de vehículos de procedencia ilícita en sus diferentes modalidades como son: robados, clonados, alterados en sus medios de identificación y vendidos con documentación apócrifa.


A través de la información obtenida de las averiguaciones, el Ministerio Público ordenó la inmediata localización y presentación de Arturo Conde Morales y Rosendo Reyes Alcocer, por lo que a finales del pasado mes de noviembre ambos fueron ubicados por la Policía Ministerial en la localidad de Ayehualulco perteneciente al distrito judicial de Zacatlán, y presentados ante la Fiscalía General Regional de la Procuraduría de Justicia, instancia que con base en diversos indicios solicitó y obtuvo de la autoridad judicial la orden de arraigo.


De las indagatorias realizadas a partir de la puesta a disposición de ambos sujetos, se desprende que estos se dedican a la venta de vehículos de procedencia ilícita, principalmente de modelo reciente, reportados como robados o clonados con documentos apócrifos, esto en la zona que comprende los municipios de Zacatlán, Chignahuapan y Zaragoza.

Aunado a lo anterior, se tiene referencia de algunos casos en los que el comprador no pudo emplacar la unidad dada su procedencia ilegítima, por lo que al informar dicha situación a los hoy detenidos, estos recogieron nuevamente el vehículo y la documentación argumentando que solucionarían el problema, sin embargo ya no devolvieron la unidad ni el dinero que obtuvieron por la venta.


Cabe agregar que durante la medida cautelar de arraigo, la Procuraduría de Justicia extenderá las indagatorias con relación a algunos informes ministeriales que indican que los detenidos tendrían algún tipo de vínculo con personas que se dedican a la misma actividad ilícita en otros estados de la República, además de otros hechos delictivos con los que estarían implicados, por lo que se exhorta a posibles víctimas que los reconozcan a que acudan ante esta Procuraduría de Justicia.

Asimismo, se recomienda a la ciudadanía en general a que si va a adquirir un automóvil de uso, acuda con las autoridades correspondientes para verificar los medios de identificación de la unidad, así como la documentación que acredite su legítima procedencia y posesión.

No hay comentarios: